Veronese

Súper Luna de Sangre

Durante la noche del 27 y la madrugada del 28 de septiembre de 2015 la súper Luna Llena –particularmente brillante y enorme porque alcanzó su fase plena mientras se encontraba a la distancia más cercana de la Tierra en su órbita– se volvió un tenue un disco rojo evanescente en medio del cielo nocturno debido a un eclipse total, cuando quedó envuelta por la sombra de nuestro planeta entre las 22:07 del domingo y la 1:30 del lunes. Los eclipses totales de Luna son bastante raros (el último eclipse total de súper Luna de Sangre ocurrió en 1982, y no habrá otra súper Luna de Sangre hasta 2033) aunque tienen la ventaja de que es posible observarlos sin ningún tipo de protección visual porque no tienen efectos sobre las personas. La súper Luna de Sangre deslumbró el último principio de semana de septiembre de 2015 a quienes pudimos verla en vivo y en directo, y a los que la verán en las repeticiones de los días posteriores.


El Sol se convertirá en tinieblas, y la Luna en sangre, antes que venga el día del Señor, grande y terrible.

—Joel 2:31, Antiguo Testamento, “Biblia de la Américas”.

La Luna orbita alrededor de la Tierra en una trayectoria que no es circular sino ovalada (elíptica) razón por la que hay momentos en que está más lejos –apogeo– o más cerca –perigeo– del Planeta. La súper Luna (perigeo-sicigiaes un fenómeno que sucede con relativa frecuencia, pero para que pueda apreciarse en todo su esplendor tienen que darse ciertas coincidencias entre los astros:

  • el Sol, la Tierra y la Luna deben estar sobre una misma línea;
  • la Luna debe estar en su perigeo.

Las últimas ocurrencias de eclipse parcial de súper Luna se presentaron en 3 oportunidades en 2014,

  • el sábado 12 de julio,
  • el domingo 10 de agosto y
  • el martes 9 de septiembre.
Súper Luna de Sangre de septiembre de 2015.

El espectáculo de la súper Luna de Sangre del 27 y 28 de septiembre de 2015, una combinación de coincidencias infrecuente, no volverá a repetirse durante más de 18 años.

En las más de 6 décadas anteriores sólo hubo una súper Luna anual, y no en todos los años:

  • la primera aconteció el 10/11/1954 (hace 2017 años);
  • transcurrieron 18 años hasta la siguiente, el 20/11/1972 (hace 2017 años);
  • la tercera se presentó 1 año y algo más de 1 mes más tarde, el 8/01/1974 (hace 2017 años);
  • el año siguiente reapareció el 26/2/1975 (hace 2017 años);
  • recién 15 años más tarde, el 2/12/1990  (hace 2017 años), hubo otra súper Luna;
  • el 19/01/1992 (hace 2017 años) y el 8/03/1993 (hace 2017 años) se sucedió con una diferencia de 1 año;
  • pasaron 12 años hasta que volvió la súper Luna el 10/01/2005 (hace 2017 años);
  • el 26/10/2007 (hace 2017 años) y el 12/12/2008 (hace 2017 años) hubo súper Luna consecutiva;
  • al cabo de 2 años se dio una seguidilla, el 30/01/2010 (hace 2017 años), el 19/03/2011 (hace 2017 años), el 6/05/2012 (hace 2017 años) y el 23/06/2013 (hace 2017 años).

La súper Luna de Sangre en imágenes

La súper Luna de Sangre de septiembre de 2015 fue un acontecimiento extraordinario:

  • por la cercanía con la Tierra –353.700 km– debida al perigeo, la súper Luna llena pudo notarse
    • un 30% más brillante respecto a la intensidad corriente;
    • un 13% más grande que lo habitual;
  • fue el segundo de los 2 eclipses lunares totales de 2015 (el primero ocurrió el 15 de abril);
  • terminó la tétrada de súper Lunas de Sangre 2014~2015 con un eclipse total;
  • al momento máximo del eclipse, la Luna se encontraba perpendicular respecto a un punto en el océano Atlántico al norte de Brasil, de modo que podía observarse simultáneamente durante las horas nocturnas de América, África, Europa y Asia Occidental;
  • la duración de la penumbra fue de 5h 10′ 41″, con
    • el eclipse parcial de 3h 19′ 52″ y
    • el eclipse total de 1h 11′ 55″;

El color anaranjado rojizo de la súper Luna de Sangre se debe al efecto luminoso que provoca la atmósfera terrestre al ser atravesada por los rayos solares (una combinación de alteraciones ópticas conocidas como dispersión de Rayleigh y dispersión de Mie) como pasa con la salida y puesta del Sol durante el amanecer y el atardecer, y la refracción que hace que esa luz termine por iluminar a la Luna, en vez de dispersarse, para conferirle ese aspecto tan particular.

En la ciudad de Santa Fe, el Observatorio Astronómico y Museo del Espacio del Centro de Observadores del Espacio (CODE) realizó una excelente cobertura de la súper Luna de Sangre de 2015. Más de 700 personas se congregaron en las instalaciones del CODE para apreciar el desarrollo del meteoro a través de los telescopios dispuestos sobre el patio y las terrazas del predio de la Costanera Oeste.

[Para ampliar la información puede consultarse la presentación en línea del profesor Jorge Coghlan, del CODE/LIADA Programa Vida en la Naturaleza, Ministerio de Educación de la Provincia de Santa Fe.]

La súper Luna de Sangre según la NASA

Súper Luna de Sangre: la pisada de los hombres sobre la superficie lunar.

Más de 46 años antes de este fenómeno desusado, 2 de los 3 tripulantes de la misión Apolo XI “caminaban” por primera vez sobre la superficie de la Luna para llenarnos de asombro.

Referencia obligada para cualquier hecho relacionado con el espacio exterior, la Administración Nacional de Aeronáutica y Espacio de EE. UU. (National Aeronautics and Space Administration) la popular NASA, publicó una serie de fotografías impresionantes sobre la súper Luna de Sangre.

La NASA dedicó, en la sección “La Imagen del Día” de su portal, un espacio destacado para 3 tomas de excelente calidad y una sensibilidad artística notable:

  • Una vista del eclipse en su estado parcial como fondo del coronamiento del Monumento a Washington, obelisco ubicado en el extremo del National Mall en Washington DC (© NASA/Aubrey Gemignani);
  • Una imagen de la cúpula del edificio del Capitolio del Estado en Denver, Colorado, con la súper Luna de Sangre casi en sombras por detrás (© NASA/Bill Ingalls);
  • El coronamiento del Empire State Building delante de la Luna Llena en la fase incial del eclipse, apenas parcialmente cubierta, en la ciudad de New York (© NASA/Joel Kowsky).

 

Un hallazgo estremecedor

Evidencias de agua líquida en el Cráter Hale en Marte.

En un informe del 28 de septiembre de 2015 la NASA reveló que todas las pruebas obtenidas mediante la sonda espacial orbital MRO indican la presencia de líneas de pendiente recurrente (RSL) debidas a la presencia de agua líquida en la superficie de Marte.

A la súper Luna de Sangre de septiembre de 2015 se agregó una noticia extraordinaria proveniente de Marte: del estudio detallado de un grupo de las imágenes orbitales experimentales de alta resolución (HiRISE) tomadas por la sonda espacial Mars Reconnaissance Orbiter (MRO) –lanzada por la NASA el 12 de agosto de 2005– se desprende que una serie de líneas oscuras –líneas de pendiente recurrente (RSL)– que aparecen sobre el planeta son plenamente compatibles con flujos intermitentes de agua salada que corre en la actualidad por las laderas de del Crater Hale.

A 10 años de iniciada la campaña MRO, los investigadores detectaron trazas de sales minerales hidratadas en diversos lugares del Planeta Rojo mediante un espectrofotómetro de imágenes aplicado a las HiRISE. Las vetas oscuras de las RSL aparecen sobre la superficie cuando las temperaturas está por sobre los 23°C bajo cero y desaparecen durante las épocas más frías; los científicos creen que podrían ser alimentadas por corrientes de agua que mana del subsuelo poco profundo.

La MRO tuvo como destino final de su misión convertirse en el cuarto satélite alrededor de Marte, además de la Mars Express (lanzadao en 2003 por la Agencia Espacial Europea), la Mars Odyssey (enviada por la NASA en 2001) y la Mars Global Surveyor (la primera en llegar, mandada por la NASA en 1996).

Imagen de la sonda Mars Reconnaissance Orbiter (MRO) sobre Marte.

Gracias a las fotos de alta resolución –HiRISE– de la MRO se han explorado detalles de la geología marciana que dieron como resultado el descubrimiento de terreno que indica la presencia dióxido de carbono líquido –CO2– y agua –H2O– en la superficie marciana.

La travesía hacia el Planeta Rojo duró 7 meses y medio, y la inserción orbital comenzó el 10 de marzo de 2006; 20 días después, la MRO inició el procedimiento que, el 30 de agosto, le permitió lograr una órbita circular estable; durante los 5 meses siguientes ejecutó 445 circunvoluciones.

Dotada con una cámara HiRISE, obtuvo las primeras imágenes del cráter Victoria (sobre cuyo borde está el robot autónomo Opportunity, activo desde 2004) el 29 de septiembre de 2006.

Unos meses más tarde, la MRO –diseñada para actuar también como un faro de telecomunicaciones para los diversos robots emplazados sobre Marte– inició con éxito las pruebas del sistema de comunicación orbital para enviar información a la Tierra.

Aunque la misión original preveía que el trabajo de la MRO debía concluir en noviembre de 2008, los logros conseguidos en múltiples operaciones de alta complejidad hicieron que los objetivos se extendieran hasta superar en 7 años la fecha de caducidad prevista y cumplir una década contada desde el principio de la misón.

Arriba